content top

miércoles, marzo 10, 2010

Clayton Boyer / Relojes artesanales

clayton boyer No sé que extraña fascinación ejercen en mí los mecanismos complejos. No soy particularmente afecto a las matemáticas pues existen muchas cosas relacionadas con ellas que me resultan inescrutables, pero este tipo de mecanismos pueden conmigo. Seguramente no soy el único ya que a pesar de existir una variedad extremadamente amplia de relojes de tipo digital o electrónicos, los mas deseados y más caros siguen siendo los mecánicos, aún cuando muchos vaticinaron su paso al olvido atropellados por el avance de las máquinas a pilas.
Todo mecanismo de relojería  es en sí mismo una obra de orfebrería, una joya, una obra de arte. Lo digo como coleccionista que disfruta del permanente tick, tick, tick de un reloj pulsera en medio de la noche, o las campanadas de uno de pie o pared cada treinta minutos o el intenso Cú-Cú que a muchos pone de mal humor.
Hace ya muchos años, recuerdo haberme maravillado con los relojes realizados por un artesano que presentaba sus creaciones en la feria artesanal de Plaza Francia en La Recoleta, Buenos Aires, Argentina. Transcurrido el tiempo no lo vi más y ese tipo de obras pasaron a pertenecer a la categoría de los buenos recuerdos. Pero recientemente me topé con la obra de Clayton Boyer, un norteamericano residente en Hawaii que realiza sorprendentes relojes mecánicos en madera y como luthier algunos instrumentos raros como el Honukulele (Ukelele) que vemos en la foto o su pariente el Dulcimer .
Cada  mecanismo de sus relojes es una pieza artística maravillosa, accionada por la ley de la gravedad, es decir, con un sistema de contrapesos. Todas las piezas son de madera con excepción de las pesas que pueden ser de metal o simplemente piedras (me encantó la idea).
Clayton no vende sus obras pero sí los planos para realizarlas. Los mismos son enviados por correo, no por email o archivos de imagen o texto pues estos podrían alterar las dimensiones originales de las piezas al imprimirlos. 
Nos alerta de contar con un mínimo de conocimientos del trabajo en madera ya que muchas piezas en escala 1:1 pueden ser recortadas y pegadas sobre el bloque de madera para luego calarlas con las herramientas adecuadas, pero otras piezas deben ser realizadas  a mano en base a la especificación incluida en el plano. La precisión en el calado debe ser excelente para que la propia precisión del mecanismo se vea mejorada.
La mayoría de los relojes son relativamente fáciles de construir pero Clayton nos deja un “Rincon masoquista” en su página Web, donde muestra aquellos relojes que presentan tal complejidad para ser armados que solo son recomendados para aquellos que gustan de los desafíos o del sufrimiento.
A continuación les presento algunas de sus obras, no todas, para así invitarlos a visitar su página y conocer el resto de las mismas.


Celestial Mechanical Calendar and Orrery
celestialmechanical


Bird of Paradise
Bird_of_Paradise_woodenclock


Medieval Calendar
medievalcalendarclock1


Tempo
tempoface


Galileo´s Bicycle
galileobicycle   

Hawaiian Time
hawaiiantimefront


Radiance
radiance


Swoopy
swoopyclose


Solaris
solaris2


Despiece de uno de los relojes
4179369919_8f0c78ef1e    


Para verlo en movimiento



Demás está decir que muero por armar uno pero no puedo decidir con cual de ellos me quedaría. Todos me gustan por igual y es por eso que cerré los ojos y sólo he posteado unos pocos elegidos al azar. Los invito a visitar la página de Clayton Boyer mediante el botón Galería y otro sitio en Flickr (creo que ambos manejados por la esposa) mediante el botón Enlace.
Espero lo disfruten.
Chau.

GaleriaENLACEFirmafavicon


Share/Bookmark

0 comentarios:

Publicar un comentario

El mismo será publicado luego de ser aprobado por el autor del blog. Muchas gracias

Entradas recientes.png Entradas antiguas.png Portada.png
content top
UA-15341775-1